Otra forma de restar es posible

Hoy os voy a enseñar una nueva forma de restar. ¿Cómo hay más? os preguntaréis, si claro, lo bueno de las matemáticas es que siempre te proporcionan distintos caminos para llegar a un mismo lugar.

Pero si ya sabemos uno que funciona ¿Para qué queremos saber otro?
Una de las razones es que no todo el mundo aprende de la misma forma ni con la misma facilidad, a algunas personas les viene bien aprender de una manera y a otras de otra. Por eso es bueno conocer distintas formas de proceder ante un problema y enseñar la que mejor se adapte.

Comencemos enseñando la forma de restar que más conocemos, la conocida como " Y me llevo...".
Ésta consiste en colocar las dos cifras que vamos a restar una encima de la otra, de tal forma que las cifras de las unidades formen una columna, al igual que la de las decenas, centenas... Arriba colocamos la cantidad a la que le vamos a quitar lo de abajo.
A continuación empezando por las unidades miramos cuanto le falta a la de abajo para llegar a la de arriba y colocamos el resultado debajo de las dos.
Y así continuamos con las demás columnas.
Pero puede pasar que la cifra de arriba sea menor que la de abajo, en este caso se aumenta en 10 la de arriba y procedemos como antes; cuando pasemos a la siguiente columna a la cifra de abajo le añadimos tantas unidades como cifras tenía las decenas de la cifra de arriba de la columna anterior(Aquí es cuando se dice "Y me llevo...") y proseguimos como antes.

Cuando hemos acabado con todas las columnas el número que se ha formado por las cifras que hemos ido colocando debajo es el resultado.

Esta es la típica que nos enseñaron en el cole, ahora pasemos a otra que a mi parecer es más sencilla de entender y explicar para los niños.

Procedemos a colocar los números como en el caso anterior, y también vamos ir moviéndonos por columnas. Al igual que antes vamos viendo cuanto le falta al de abajo para llegar al de arriba.
¿Pues es igual que el otro, dónde está la diferencia?
La diferencia está en el momento en el que la cifra de arriba es menor que la de abajo; lo que se hace es, a la cifra de arriba de la siguiente columna se le quita una unidad y esta se le pone al lado de la cifra de arriba de la columna en la que estamos, un detalle a tener en cuenta es que si a la cifra que le quitamos la unidad es cero esta se queda como está (los niños ven más fácil que a nada no le podemos quitar nada). A continuación procedemos como siempre.
Así evitamos el "Y me llevo..."
Todo esto es más fácil verlo con ejemplos que tener que leer este tostón.
He creado estos ejemplos en Prezi para que podáis verlos




Como curiosidad una persona me contó que durante un tiempo en la educación española se enseñó este último método, pero a la larga se vio que las personas que aprendían de esta manera no sabían dividir o le costaba mucho, así que se volvió al método anterior.

Esta entrada entrada participa en la Edición 3,141 del Carnaval de Matemáticas.  Web del Carnaval y  blog anfitrión DesEquiLIBROS. Lectura y Cultura.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada